Las obras de modernización del Diego Lobato avanzan a buen ritmo

El teniente de alcalde de Urbanismo, Medio Ambiente y Transición Ecológica del Ayuntamiento de Huelva, Manuel Gómez Márquez; y la concejala de Participación Ciudadana y Deportes, María Teresa Flores, han visitado hoy las obras de rehabilitación del Polideportivo Municipal Diego Lobato, comprobando el buen ritmo de los trabajos con la previsión de que el pabellón pueda abrir nuevamente sus puertas durante el mes de marzo.  

Como ha destacado el teniente de alcalde, “hablamos de una importante actuación que supone la primera intervención general realizada en las tres décadas que tienen ya estas instalaciones de la barriada de La Orden. La zona de los vestuarios, la sauna, el pasillo y el cerramiento de carpintería exterior se encuentran ya al 80% y, por otra parte, estamos acometiendo el hueco del ascensor. En breve -ha avanzado- ejecutaremos la parte más llamativa del proyecto -que supone la mitad del presupuesto, la instalación del pavimento de madera de la pista deportiva”.

Contando con la cofinanciación del Consistorio onubense y la Consejería de Turismo y Deportes de la Junta de Andalucía, estas obras supondrán una inversión de 400.000 euros. Siendo unas instalaciones que se incardinan en los objetivos de las subvenciones autonómicas para potenciar espacios deportivos que albergan espectáculos de masas, “el Diego Lobato es también un aliciente turístico y un instrumento potenciador de valores, así como creador de actividad económica de grandes magnitudes”, ha destacado el concejal.

Por su parte, la concejala responsable de Deportes ha señalado que el compromiso del equipo de Gobierno encabezado por el alcalde Gabriel Cruz es “potenciar el deporte base y, a la vez, posicionar a Huelva como sede de eventos deportivos de primer nivel, por lo que, con esta actuación estamos modernizando, haciendo accesible y poniendo en valor uno de los polideportivos más grandes de la provincia, con un aforo de 380 personas y una superficie construida de más de 3.700 metros cuadrados”.

Ubicado entre la calle Artesanos y el Parque de los Olivos, en este espacio deportivo, además de entrenar y competir el Recreativo de Huelva-IES La Orden, se utiliza para el desarrollo de diferentes disciplinas como fútbol-sala, baloncesto, balonmano, voleibol, educación física o boxeo.

María Teresa Flores ha incidido en que “estamos haciendo una apuesta fuerte por cualificar las instalaciones deportivas de las barriadas de la ciudad. Ya hemos recuperado instalaciones que llevaban una década en pésimo estado, como las pistas deportivas de la barriada del Carmen y de la Plaza Andévalo de la Orden; y hemos rehabilitado el campo de fútbol de Los Rosales, dotándolo, entre otras cuestiones, de césped artificial de última generación, como haremos con el del Torrejón y el de Pérez Cubillas”.

Detalles sobre el proyecto de rehabilitación del Diego Lobato

Manteniendo el programa funcional de estas instalaciones deportivas, se rehabilitará toda la superficie de la pista con un nuevo pavimento aéreo elástico de madera y se están haciendo importantes mejoras en aspectos relacionados con la accesibilidad, la seguridad de las personas, y el confort de las dotaciones, actuando en aquellos espacios inútiles y con desniveles desde el exterior del edificio y en recorridos en su interior, que permiten albergar los elementos (escaleras, ascensor, baños generales, etc..) para dar continuidad y relación a las distintas áreas y adaptar en la medida de lo posible la instalación deportiva a las actuales normativas.  

Entre otros objetivos, con este proyecto se trata de incrementar y facilitar el uso de las instalaciones deportivas a personas con discapacidad, reduciendo barreras. Para ello se instalará un ascensor que conecte los accesos con la planta alta del pabellón. De esta forma, el graderío será accesible, posibilitando la reserva de espacios para usuarios con discapacidad y podrá accederse a las salas de calentamiento, gimnasio y restantes dependencias. Al margen, se llevarán a cabo otras actuaciones encaminadas al cumplimiento de la normativa vigente de accesibilidad, así como del Código Técnico de la Edificación (entrada al edificio desde el exterior, zonas de vestuarios, recorridos de evacuación, aseos, pasillos, etc…)